Ya está aquí el RGPD

El RGPD

La tan temida fecha ya ha llegado. El pasado 25 de mayo se ha hecho efectiva la aplicación del Reglamento (UE) 2016/679 del Parlamento Europeo y del Consejo de 27 de abril de 2016 (RGPD).

El RGPD hace referencia a la protección de las personas físicas en relación con sus datos personales y a la libre circulación de los mismos, como ya te contamos hace unas semanas. Puedes verlo aquí

Bandejas llenas

Como resultado de la entrada en vigor del RGPD nuestras bandejas de correo electrónico se están llenado de emails en los que las diferentes empresas nos informan de que sus Políticas de Privacidad han incluido las actualizaciones oportunas para adaptarse al nuevo Reglamento Europeo de Protección de Datos.

En estos correos nos ofrecen la posibilidad de revisar sus nuevas políticas de privacidad adaptadas a los nuevos derechos que la normativa nos reconoce y, en determinados casos, nos solicitan que confirmemos nuestro consentimiento para seguir recibiendo esas informaciones periódicas.

Los retos para la empresa

Para las empresas ha supuesto un dolor de cabeza importante. Por un lado, los departamentos legales de cada organización han tenido que interpretar la ley de la mejor forma posible por la ambigüedad que tiene el reglamento en muchos aspectos y, por otro, los departamentos de marketing han sufrido el estrés derivado del miedo de quedarse sin datos con los que trabajar para abordar sus obligaciones.

Pero este reto no sólo ha supuesto dolores de cabeza, si no que también ha brindado a las empresas varias oportunidades para mejorar:

  • Aumento de la transparencia e imagen de marca.
  • Aproximación entre el departamento legal y el de marketing.
  • Limpieza de las bases de datos que permite impactar sólo a los usuarios realmente interesados y aumentar la efectividad de sus comunicaciones y acciones.
  • Palanca para iniciar procesos de digitalización.

Aprovechemos esta oportunidad para reflexionar sobre la información y ofertas de servicios que queremos recibir siendo conscientes del uso que las empresas van a hacer de la información que les proporcionamos.